Click acá para ir directamente al contenido

Difusión

PROYECTO DE LIXIVIACIÓN OBTIENE RESOLUCIÓN DE CALIFICACIÓN AMBIENTAL

Con una inversión de US$ 324 millones, el proyecto podrá procesar sobre 200.000 toneladas de concentrados por año, generando una solución rica en cobre destinada a producir cátodos y un residuo arsenical estable, llamado escorodita. El proyecto es un aporte a la sustentabilidad de la minería en el distrito norte que debe enfrentar el incremento del porcentaje de arsénico en el mineral de cobre.

7 agosto 2017

Antofagasta, 7 agosto de 2017.- El Proyecto de Lixiviación de Concentrados de Cobre (PLCC) de la empresa EcoMetales, filial Codelco, obtuvo su Resolución de Calificación Ambiental (RCA), de parte del Servicio de Evaluación Ambiental (SEA), de la Región de Antofagasta.

El proyecto consiste en la construcción de una planta de lixiviación a presión de concentrados de cobre, que permite limpiar el metal rojo de impurezas, principalmente arsénico, generando un residuo estable. El proyecto utiliza la tecnología Autoclave, con 60 años de uso en el mundo. La inversión alcanza los US$ 324 millones, tiene una capacidad de tratamiento de más de 200 mil toneladas de concentrados anuales y se emplazará en Calama, contiguo a la planta de EcoMetales, en la zona industrial del Distrito Norte de Codelco.

EcoMetales ingresó el PLCC al Sistema de Evaluación de Impacto Ambiental en octubre pasado y obtuvo la Resolución de Calificación Ambiental el pasado el 3 de agosto. En paralelo, el proyecto completó su fase de ingeniería de factibilidad y de cumplirse el cronograma podría entrar en operaciones durante el 2020. El PLCC requiere aún autorización de inversión.

“Para EcoMetales es un paso importante en su desarrollo como empresa, ya que por una parte está cumpliendo con su mandato de buscar soluciones técnicas orientadas a fortalecer la sustentabilidad de la minería y, por otra, genera una nueva opción a ser evaluada por Codelco para el tratamiento de concentrados con contenido de Arsénico del Distrito Norte”, señaló José Pesce, Presidente del Directorio de EcoMetales.

El proyecto contribuye a resolver uno de los problemas más significativos de la minería en el norte del país: el aumento de las leyes de arsénico en los concentrados de cobre, impureza que es necesario remover y abatir de manera segura y a costos manejables, de modo que la producción se mantenga competitiva en los mercados mundiales, cada vez más exigentes.

Fortalezas

En materia ambiental, destacan como fortalezas del proyecto que evita el transporte de concentrados con arsénico, por caminos públicos; tiene cero emisión de azufre y arsénico a la atmósfera; consume menos agua que tecnologías alternativas y produce un residuo arsenical estable llamado escorodita.

En lo económico, sus costos son competitivos, la tecnología permite una alta recuperación de cobre, mayor a 98,5%, junto con abatir el arsénico como residuo estable. Asimismo, aprovecha la capacidad ociosa de plantas de extracción por solvente y electro obtención (SX-EW) en Radomiro Tomic y Chuquicamata.

Sobre EcoMetales

Es una empresa filial de Codelco, que se dedica al desarrollo de soluciones ambientales para residuos mineros, las que aplica en su planta de Calama. Desde 2012, opera la mayor Planta industrial del mundo que abate arsénico como residuo estable, escorodita. El proceso, desarrollado por profesionales chilenos, fue patentado por EcoMetales (Patente N° 50423 Chile).

El modelo de negocios de la empresa consiste en aplicar tecnologías para recuperar valor metálico desde los residuos, lo que permite viabilizar económicamente el abatimiento de impurezas.

Ver más